De tanto en tanto.

Te digo que basta:
Mil besos no alcanzan
sin un corazón.